Cascada Noticias - Un medio con identidad
Nefrólogo Víctor Martínez Mejía

Poder Jabato

Surgido del Club Juanacatlán, Leopoldo Barba Cortés militó en Primera División con Jabatos, Veracruz y Tigres
Poder Jabato

Leopoldo era el mayor de la dinastía de los Barba Cortés, inició su carrera en el desaparecido equipo Nacional de Guadalajara en Segunda División, formando parte del equipo que ascendió a Primera División en la temporada 1960-1961.

De los Pericos del Nacional, Leopoldo fue transferido a los Jabatos de Nuevo León, equipo en que tuvo una estancia de siete temporadas, de 1961-1968, desde su lucha por ascender a Primera División hasta su descenso.

Leopoldo, surgido del Club Juanacatlán jugaba de centro delantero y formó parte del plantel de Jabatos que logró el ascenso en la temporada 1965-1966 en un partido extra en el Estadio de La Martinica en León, contra Tampico, ya que ambos equipos habían acumulado 47 puntos cada uno al término del torneo regular.

Ahí, con el equipo de Nuevo León coincidió con el defensa de El Salto, Alfredo Franco Soto.

El 30 de mayo de 1967, vistiendo la camisa de Jabatos, disputó un partido amistoso contra la Selección Mexicana, en la que alineaba el joven saltense, Luis Estrada que se preparaba para los Juegos Olímpicos de 1968.

Leopoldo y los Jabatos derrotaron el TRI 2-1 en lo que fue la victoria de un equipo en ese Estadio,

En el juego extra los Jabatos, al mando de Augusto Carrasco, se coronaron campeones al ganar al Tampico por 2-1 con anotaciones de Hilario Portales y Rubén Ceja.

“Polo”, como se le conoció en su época de jugador, militó también en los Tiburones Rojos del Veracruz y en Tigres de la UANL, en este último equipo en la temporada 1973-1974, a mediados de la cual se retiró del futbol profesional.

Con información de Sergio Luis Rosas / El Siglo de Torreón

FICHA

Club donde surgió: Juanacatlán

Clubes en Primera División: Jabatos, Veracruz y Tigres

Apodo: Polo

Posición: Centro delantero

HISTÓRICOS… Surgidos del Club Juanacatlán, Barba Cortés forma parte de una familia y única en México, en donde cinco hermanos jugaron futbol profesional: Javier, Leopoldo, Leonardo, Carlos y Salvador.

LEER EDICIÓN 46